Críticas

FAHRENHEIT 9/11

El nuevo documental de Michael Moore, Fahrenheit 9/11 comienza de manera muy entretenida explicándonos lo inexplicable, es decir, cómo George W. Bush pudo ganar las elecciones estadounidenses sin ser el más votado. Partiendo de este punto Moore nos va mostrando todas y cada una de las estupideces de Bush (que no son pocas) antes y después del 11 de Septiembre, así­ como las relaciones que Bush mantuvo con la familia Bin Laden para financiar sus empresas o las conexiones de Bush padre con los magnates saudí­es. Para acabar la primera parte del documental (yo lo he dividido en dos) nos muestra la farsa que supuso la guerra de Irak y los intereses personales que impulsaron a Bush a realizarla. Esta primera parte resulta muy interesante y entretenida gracias a un montaje muy dinámico y atractivo que te va desglosando el laberinto de trampas, estupidez y corrupción que es la vida de Bush. Además toda esta parte se apoya en documentos y datos que parecen bastante fiables lo que hace que resulte difí­cil no creer lo que te cuenta.

fahrenheit-9-11-critica-1

A partir de aquí­ la cosa cambia porque a Moore se le acaban los datos en los que apoyarse y empieza a entrar en lo que para mí­ es manipulación, enseñándonos numerosas imágenes tan impactantes como desagradables e innecesarias que lo único que hacen es recalcar lo evidente. También nos cuenta cómo reclutan a jóvenes para el ejército en la ciudad de Flynt, la ciudad natal de Michael Moore, que no sé por qué siempre tiene que salir en los documentales. El documental acaba contándonos la historia de una familia cuya madre además de ser una asistente social muy patriota que dice ser demócrata republicana (como lo oí­s), anima a sus hijos y demás jóvenes de la ciudad a alistarse en el ejército (que mola mucho), desgraciadamente matan a uno de sus hijos que se encuentra en Irak y se desata el drama. Esto lo aprovecha Michael Moore para ensalzar a los soldados americanos e inculcarnos la idea de que los soldados no quieren la guerra ni tampoco a Bush, vamos que son unos “mandaos” (cada uno que piense lo que quiera). Esta segunda parte se hace realmente larga y dramática, abandona el tono ligero y dinámico del principio y en mi opinión sobran cosas.

Algo que no me gusta es que Moore se obceque con Bush y lo convierta en el responsable de todo el mal existente sobre la Tierra, me hubiese gustado oí­r algo sobre Blair, Aznar, etc… en mi opinión ya que criticas la guerra de Irak, échale un par de huevos y critica a todos los responsables, no porque se critique a algún gobierno europeo la gente de Europa va a dejar de ir a ver sus documentales, incluso al revés dirí­a yo. Creo que Moore deberí­a olvidarse un poco de la batalla personal que mantiene con Bush, y es que todas las reivindicaciones tienen como objetivo final destruir a Bush como él ha dicho varias veces (lo que por otra parte tampoco está mal).

fahrenheit-9-11-critica-2

A pesar de todo, su trabajo es admirable y Bowling for Columbine, que personalmente me gustó más, es una prueba de ello.


Michael Moore | Michael Moore | Michael Moore, George W. Bush, George Bush, Laura Bush, Dick Cheney | Kurt Engfehr, T. Woody Richman, Christopher Seward | Jeff Gibbs | Jim Czarnecki, Kathleen Glynn, Michael Moore | Agní¨s Mentre, Bob Weinstein, Harvey Weinstein | Miramax Films, Dog Eat Dog Films, Fellowship Adventure Group, Lions Gate Films | Alta Films | 7 |

Críticas

apostle

Otro ejemplo de buenas ideas diluidas en una puesta en escena adormecida y un protagonista sin sal.

rev1

El amor nos salvará a todos.

el reino

Caída en picado en el pozo de la corrupción.

chpa1

Camelot termina.

predator

Pintaba muy bien.

Twitter

Podcast