Críticas

EL CÓDIGO DA VINCI

Alguien tení­a que hacer la crí­tica y le ha tocado al pavo que os comentó Infiltrado, Cazadores de Mentes y Alone In The Dark. Respirad. El Código Da Vinci no es tan mala… pero por ahí­ anda.

Comentaba mi amigo Jorge, y otra cosa no será pero buen criterio tiene, que al fin y al cabo, El Código Da Vinci sólo es un libro, entretenido, que no pretende ser otra cosa más que un divertimento pasajero sin ánimo de darse de hostias con El Quijote. Yo suelo escribir, y el tema de la literatura, merced a todos los libros  que me han obligado a tragar en la facultad de Pidiodismo, me toca un poco más de cerca. Creo que Brown intentó hacer un estudio serio acerca de la descendencia de Jesucristo y toda la mitologí­a que rodea a esta idea junto con un cierto ánimo de polémica enfrentada a las convenciones católicas convencionales, y a la cuarta editorial que se pegó la patada en el culo decidió afrontar el tema de una forma digerible para el gran público y que no le convirtiera en el saco de las risas de la comunidad intelectual teológica: El thriller de ficción donde tenemos al alter ego del escritor (Robert Langdon, que no pasa de ser un pedante de cojones), el alter ego del público, en la forma de Sophie Neveau, que no sabe de que va la vaina, y como en todo thriller, los malos. Brown, de teorí­as sabe mucho, pero de escribir una historia ni idea, por la razón más vieja del mundo: los personajes nos importan un huevo, porque no existen.

01571.gif

Misssssssssssssssteriooooooooooooooooooo.

40 millones de copias después, era obvio que alguien tení­a que hacer una pelí­cula de todo esto. Simplemente, el libro es una máquina de hacer pasta de la leche. Una adaptación cinematográfica del libro deberí­a haber durado menos, haber desarrollado más a los personajes, incluir alguna nota de humor y sobre todo, reducir las explicaciones al mí­nimo: el 90% del film es “alguien sentando cátedra sobre algo”. Y eso no es nada bueno, amigos, pero viendo quien lo firma, no es extraño. El único e inimitable Akiva Goldsman, guionista de Batman & Robin.

Por supueeeeesto que el film es “interesante”. Lo único que hace es explicarte cosas. Y más cosas, y más cosas,  siguiendo al pie de la letra la estructura (e, incluso juro, los puñeteros diálogos del libro palabra por palabra). Pero no es un documental, ¿no? Es una peli, ¿verdad? Es un thriller, ¿ein?. Entonces… ¿por qué no es emocionante?. ¿Por qué no es sorprendente? ¿Por qué las persecuciones son tan aburridas? Por la sencilla razón de que es una adaptación cojonuda de un ensayo, de una novela que nunca pretendió ser una novela porque era consciente de que si no hubiera metido un par de tiros de por medio nunca hubiera sobrepasado el nivel de panfleto de Iker Jimenez. No deja de ser una simple opinión, pero creo que incluso los más acérrimos seguidores del libro reconocerán que al margen de los cientos de miles de teorí­as retorcidas que se exponen, al margen del interés pseudoreligioso que pueda despertar, El Código Da Vinci no tiene nada más.

01572.gif

Un monje con el pelo blanco y una pistola. Tiene que ser malo.

Y he aquí­ el “film”. Ron Howard siempre me ha parecido un buen narrador de historias, cuando las tiene y no son El Grinch. Apolo 13, veáse. Es un profesional compentente. Pero como Peter Jackson o Robert Zemeckis, no tiene personalidad ninguna. No deja ningún rastro suyo en la pelí­cula. Eso no me importa: el film no es una peli de David Lynch, pero dado que es un material tan plano, algo podrí­a haber hecho para aligerar los 149 minutos, que pesan, por cierto, como un piano.

Los actores podrí­an haber entrado directamente en la categorí­a de “¿a quién coño LE IMPORTA?”, pero vamos a hacer un inciso con Tom Hanks, que ha entrado definitivamente en el maravilloso mundo de “págame 20 kilos y enseño mi jeta”, en el terreno de la publicidad cinematográfica en la que las capacidades interpretativas no importan y donde lo único que cuenta es prestar la jeta a un personaje en el que sinceramente, fuera quien fuera hubiera dado igual. Sin embargo, la marca Hanks tiene enjundia, así­ que es una decisión lógica, como es la de pillar a Paul Bettany (en su papel ensayo para Joker, en Batman Begins 2) o a Alfred Molina, o incluso a Ian McKellen (que se descojona de todos). El auténtico chorracasting es el de Audrey Tautou. Me gusta Tautou, pero sólo hay un director que haya sido capaz de sacarle partido y ese era Jeunet. Si nadie se molesta en darle dos lí­neas que valgan la pena, la chica es una maceta. Demasiado frágil para imponer o importar algo.

01573.gif

“Rápido, métetelo en el bolsillo.”

El Código Da Vinci ha recaudado 224 millones de dólares en un fin de semana en todo el mundo. Era obvio, la opinión de los crí­ticos ni ha sido, ni es, ni será un aliciente que empuje a ver un film en masa. Sin embargo, creo que es de rigor que el espectador atento avise a sus colegas de lo que les espera en la sala: un mastodonte de dos horas y media sin asomo de tensión, bastante aburrido y que sirve, principalmente, como una especie de audiolibro de esos que tanto están de moda hoy en dí­a y que, a falta de la edición de bolsillo del libro, vale perfectamente como pí­ldora comprimida. Porque es igualito que el libro de Brown. A ser posible, que nadie más vaya a verla, porque si no el año que viene tendremos la adaptación de Ángeles y Demonios y creo que se a quien le va a tocar comentarla…

LO MEJOR: Competentemente realizada.

LO PEOR: El guión, los actores, el tedio, la monotozzzZZZZzzz… Joder. Ni una escena en concreto se me ha quedado.


Ron Howard | Akiva Goldsman | Tom Hanks, Audrey Tautou, Ian McKelen, Aldred Molina, Jean Reno, Paul Bettany, Jürgen Prochnow | Salvatore Totino | Daniel P. Hanley, Mike Hill | Hans Zimmer | Allan Cameron | John Calley, Brian Grazer | Dan Brown, Todd Hallowell | Columbia Pictures Corporation, Imagine Entertainment | Sony Pictures | 3 |

Críticas

buster

Todos pasamos al otro lado con las manos vacías.

animales2

El precalentamiento (segunda parte).

apostle

Otro ejemplo de buenas ideas diluidas en una puesta en escena adormecida y un protagonista sin sal.

rev1

El amor nos salvará a todos.

el reino

Caída en picado en el pozo de la corrupción.

Twitter

Podcast