Críticas

LA MÁQUINA DE BAILAR

Santiago Segura produce la tercera pelí­cula de Oscar Aibar, tras Atolladero y Platillos Volantes. Una pandilla de barrio tiene que ganar el torneo de su hobby favorito (la maquina de bailar) para poder afrontar un pago de 10.000 euros del que dependen sus vidas. Para ello necesitan la ayuda de Johnny (Santiago Segura), un antiguo campeón de la música disco.

¿Que es La Maquina de Bailar sobre la que se basa toda la pelí­cula? Es una maquina recreativa importada de Japón, con una pantalla y una plataforma en el suelo con cuatro flechas. Conforme se iluminan estas flechas, tanto en la plataforma como en la pantalla, tienes que ir pisándolas con los pies al ritmo de la música, de forma que parece que estas bailando. Puedes escoger varias canciones y tienen una musiquita muy pegadiza y bailonga (muy útil para el invento, pero te puede destrozar la cabeza si la escuchas durante más de cinco minutos).

0192_1_.gif

Destinado a ser el campeón.

Dentro de lo que te puedes esperar de la chorrada de idea en la que se basa la pelí­cula, es simpática y tiene algunos gags buenos. Al principio es un poco aburrida y no llega a tener ningún gancho, pero conforme transcurre y vas conociendo a la pandilla de frikis vas entrando más y más en la historia. Sobre todo cuando se desarrolla la historia de superación de Dani (con un guiño a Stallone en Rocky), vemos el pasado de Johnny y la verdadera naturaleza de su relación de amistad con Fernando, y cuando se desarrolla todo el campeonato que es la parte más interesante.

Toda la pelí­cula no funcionarí­a si los bailes que realizan en la maquina tampoco funcionaran, y es aquí­ donde todos los actores han dado lo mejor de si mismos y se ve el reflejo de lo que la música y el baile significa en todos nosotros… alegrí­a de vivir, disfrute, emoción, sentimiento. La final del torneo es muy divertida.

0192_2_.gif

El enemigo a batir, el campeón japonés.

Me gusta también que el director ha querido trasladar todo el concepto visual de la maquina y de todo el mundo friki japonés a la pelí­cula, y la hace con mucho éxito, consiguiendo un estallido de color, unos personajes que parecen sacados de un manga, música japonesa estridente… Aun así­, me hubiera gustado un poco mas de riesgo e innovación en los planos para hacer así­ un poco más radical y original la propuesta, no ceñirse al rodaje tí­pico de pelí­cula española de bajo presupuesto.

Estoy de acuerdo con lo que comenta el director en el press-book de que hay pelí­culas que convierten cosas importantes en chorradas. Él querí­a hacer con esta pelí­cula de una chorrada una cosa importante, y con esto no estoy tan de acuerdo. Ha conseguido hacer de una chorrada una pelí­cula simpática, aunque demasiado ligera y un poco tí­pica. Aun así­ es una pelí­cula recomendable si el tema os atrae o queréis ver una comedia española sin muchas pretensiones.

Alberto H. Estévez Olleros 


Óscar Aibar | Óscar Aibar, Jimina Sabadú | Jordi Vilches, Santiago Segura, Bárbara Muñoz, Eduardo G. Martí­nez, Chema Rodrí­guez, José Corbacho, Josele Román, Óscar Salcedo, Pablo Pinedo, Benito Pocino, Nacho Vigalondo | Teo Delgado | Fernando Pardo, Gabriel Gutiérrez | Javier Navarrete | Koldo Jones | Santiago Segura, Tedy Villalva | Desconocido | Amiguetes Entertainment, Chapuzas Audiovisuales, Ensueño Films | DeAPlaneta | 6 |

Críticas

predator

Pintaba muy bien.

la monja

Terror perezoso sostenido en un escenario terrorífico.

equalizer 2

Tu amigo y vecino Denzel.

Captura

La bestia domada.

mi6

Pillad palomítas.

Twitter

Podcast