Reportajes

LA MUERTE DEL FILM COUNCIL

El pasado dí­a 26 de julio, el Gobierno británico anunció su intención de disolver, por motivos de crisis económica y en un plazo máximo de dos años, el UK Film Council (UKFC), un organismo de carácter público que, desde 2000, ha redestinado una cantidad estimada de 160 millones de libras –unos 192 millones de euros– para la financiación parcial de más de 900 pelí­culas, entre las que destacan Quiero ser Como Beckham, Bright Star, El Jardinero Fiel, Fish Tank, Gosford Park, Happy-Go-Lucky, In the Loop, El íšltimo Rey de Escocia, Man on Wire, Vera Drake o El Viento que Agita la Cebada.

gospark

El UKFC es una organización multidisciplinar que cubre la práctica totalidad de los ámbitos cinematográficos: desde la producción de films (a través de tres fondos diferentes según el carácter más o menos comercial de la pelí­cula a financiar) a su distribución y exhibición, pasando por numerosos programas educativos y de instrucción cinematográfica, así­ como proyectos para potenciar a nivel regional el cine británico.

Las reacciones han sido variadas. El UKFC no era un organismo a gusto de todos, particularmente criticado por sus estrictos criterios a la hora de financiar un film: un 95 por ciento de los peticionarios han sido rechazados a lo largo de los últimos 10 años. También se ha percibido como una maniobra puramente polí­tica: el Film Council fue inaugurado bajo los auspicios del Gobierno laborista de Tony Blair; un trabajo continuado por su sucesor, Gordon Brown. Con la llegada de los conservadores a Downing Street, muchos responsabilizan al primer ministro David Cameron de soltar el hachazo.

RAZONES Y REACCIONES

El secretario de Cultura británico, Jeremy Hunt, ha argumentado que la abolición del Film Council obedece a una “polí­tica de reducción y transparencia de sus instituciones públicas. Muchas de ellas fueron creadas hace mucho tiempo, y los tiempos y las exigencias han cambiado. Los cambios propuestos hoy asegurarán el valor monetario al público y la transparencia en lo que se refiere al gasto del dinero de los contribuyentes”.

Armando Ianucci (director de In The Loop e insultador nivel Monkey Island) califica en su twitter el cierre del Film Council como “una mala decisión adoptada por unos machotes mascanúmeros. (el UKFC) hizo ganar al Reino Unido una cantidad de dinero gigantesca. Son unos malaspajas [traducción libérrima de wangpots; si a alguien se le ocurre una mejor, que me lo haga saber].

No se equivoca Ianucci cuando se refiere al dinero generado. Según apunta Ruth Wishart, en el Herald Scotland, “en los 10 años de breve recorrido, el Film Council ha invertido 192 millones de euros de la Loterí­a en films que, a cambio, han obtenido 840 millones de euros en taquilla. Da igual el idioma en el que se diga: es un reembolso considerable sobre la inversión inicial”.

Junto a él se han sumado voces como las de Liam Neeson, que ha calificado la decisión como “deplorable”.  “Nos hacen falta pelí­culas. Es una industria poderosa que aporta entretenimiento a millones de personas y creo que el Gobierno se ha equivocado”, indica el actor, que ha participado en dos films subvencionados por el Film Council.

bevan

Hay que destacar también que el anuncio de la abolición del UKFc se ha realizado, según denuncia el propio organismo, sin aviso previo. Para su presidente, Tim Bevan (foto, arriba), supone “una pésima idea, impuesta sin consulta o evaluación” precedentes. “La gente recordará el anuncio de hoy como un gran error, guiado por un pensamiento a corto plazo y expeditamente polí­tico. El cine británico, una de las industrias con mayor crecimiento de Reino Unido, se merece algo mejor”.

De entre los consultados, sólo el director Alex Cox (Repo Man) se ha manifestado abiertamente a favor del cierre del Film Council. “Son buenas noticias para todo aquél que trabaja en el cine independiente”, afirma el cineasta en declaraciones recogidas por DHD UK.

UNA MANO QUE LAVA A LA OTRA

Para apaciguar a los afectados, el cierre del UKFC ha coincidido con la paralización de la propuesta para eliminación de la rebaja de impuestos sobre films anunciada a principios de mes por el ministro de Cultura, Comunicaciones e Industrias Creativas, Ed Vaizey.

Tuvo que hacer falta un duro informe de la Oxford Economics –auspiciado por el propio UK Film Council– en el que se destacan pérdidas de 1.400 millones de libras (1.680 millones de euros) al año del PIB a consecuencia de la abolición del UKFC, para concienciar al Gobierno británico de que, de haber aceptado la eliminación de la rebaja impositiva, la industria británica del cine se habrí­a visto atacada por un impacto similar a la adquisición de Polygram –una de las grandes competidoras europeas del cine estadounidense, encargada de Cuatro Bodas y un Funeral, Fargo o Trainspotting… y una tal Batman, de Tim Burton– por la estadounidense Universal Pictures en 1999, para convertirse en parte de lo que ahora conocemos como Focus Features.

informe

En este sentido, el colectivo de directores británicos, publica hoy una carta en The Guardian, en la que si bien “damos la bienvenida a la conservación de la tasa de exención impositiva y del fondo de producción, también queremos ver cómo se construye un entorno eficaz desde el que operarán”. “No queremos un retorno al caos de los años 90, con organismos en conflicto, y una industria carente de voz”, indica la misiva firmada entre otros por Mike Leigh, Kevin MacDonald y David Yates.

“La industria del cine y el Gobierno deben trabajar juntos para asegurarse de que los fondos públicos son empleados con el efecto más beneficioso posible, y construir sobre el éxito ya alcanzado”, concluyen.

  • Ko Nata

    Cuando las barbas de tu vecino veas pelar…
    Alguien dijo una vez que el cine le quedaban dos telediarios, que habí­a que fijarse en otros formatos como las series de Televisión y los videojuegos. (Y creo que fue Bill Gates hace 10 años el que dijo que al cine le quedaban 15)
    A mi me matarí­an una parte de mi ser si desapareciera el cine, pero quizás, y en vista del éxito de algunas series. Muchas historias podí­an ser rentables si su objetivo fuera la pequeña pantalla. (Ya lo se soy una hereje, pero es una opinión mas)
    La cuestión es que en tiempos de crisis cada vez será mas difí­cil arrastrar la gente al cine y por supuesto en alguna parte hay que cortar.

  • Roar

    El dinero de la televisiones es un impuesto y por tanto dinero público. A Telecinco no le está yendo mal con Guillermo del Toro, pero Agora ha sido una torta tremenda, 70 millones de euros que no han podido recuperar ni por asomo. De hecho las televisiones no quieren seguir pagando y todo este tema del 5% está ahora en el el Tribunal Constitucional después de que el Supremo les diese la razón.

    En cuánto al Reino Unido, por mucho éxito que tengan sus pelí­culas los contribuyentes no ven ni un duro de vuelta. Esto es parasitismo y es normal que un Gobierno de derechas lo elimine, aunque estoy seguro de que hay muchos otros que chupan del bote siendo menos productivos y que también deberí­an desaparecer.

  • Subcdte Nachete

    Esta noticia muestra que una buena polí­tica de subvenciones puede hacerse bien. Esto deberia hacer reflexionar que se hace mal en España.

    Hasta luego.

  • Jocaiba

    Eso 840 millones de euros en recaudados en taquilla evidentemente no volví­an al UKFC, como mucho recuperarí­an la inversión realizada.
    Me gustarí­a saber el balance del cine español entre dinero gastado en subvenciones y dinero recuperado, y me refiero a dinero público no a la inversión obligatoria que realizan las cadenas de televisión, que en el caso de Telecinco no les está saliendo nada mal.

  • http://www.lashorasperdidas.com Javier Ruiz de Arcaute

    Parece un claro tijeretazo más por motivos polí­ticos que económicos. Porque si realmente la inversión era rentable resulta bastante estúpido retirar el organismo justo por motivos económicos.

Críticas

fe de etarras

El retrato de la decadencia.

blade runner 2049

No es la secuela complaciente (replicante), sino la secuela merecida.

alix

Documental convertido en autorretrato de uno de los fotógrafos esenciales de nuestro país.

it-payaso-pennywise

It

Futuras promesas. Terror ya visto.

veronica

La madurez del terror español.

Twitter

Podcast