Noticias

FESTIVAL DE CANNES. CUARTA JORNADA

Tras la jornada de ayer en la que se presentó la que para algunos se ha convertido en una de las primeras aspirantes al palmarés, Bright Star de Jane Campion, una pelí­cula de extraordinaria belleza tal y como la ha definido Javier Tolentino de El Séptimo Vicio. El Festival de Cannes vive una nueva jornada intensa de la mano de Jacques Audiard y Ang Lee. Antes de pasar a la crónica de este dí­a quisiera destacar que ya se ha dejado ver por La Croisette uno de los aspirantes al galardón, Quentin Tarantino, que no se quiso perder el pase de gala de Thrist de su admirado Park Chan-wook, sin malos rollitos ni nada de eso, para aquellos de nuestros lectores que estén ansiosos de saber cómo le va a Mr. Q en Cannes, os adelanto, que Malditos Bastardos se presentará el miércoles. En Cannes están a la espera de que llegue Lars Von Trier, que como sabéis se hace el trayecto Copenhague – Cannes en coche, ha sido visto en alguna área de descanso cercana a Niza, así­ que llegará a tiempo para presentar Antichrist el lunes.

quentin-tarantino-asiste-al-estreno-de-thrist-en-cannes

Ayer os comenté que se presentó en la sección de Una Cierta Mirada la pelí­cula Precious de Lee Daniels, cinta que se convirtió en la gran triunfadora del pasado Festival de Sundance. Y en Cannes ha sido recibida con una standing-ovation, absolutamente todos se han puesto de acuerdo en que este impactante film es una de las mejores propuestas que veremos en este año así­ que no hay que perderle la pista. Esta vez sí­ que saco a Lenny Kravitz, su celibato no se lo cree nadie.

precious-se-presenta-con-gran-exito-en-el-festival-de-cannes

En la presente jornada se ha presentado en primer lugar A Prophet de Jacques Audiard, responsable de tí­tulos como Lee mis Labios o De Latir mi Corazón De Ha Parado. En esta ocasión nos presenta un drama carcelario que sigue a un novato en la prisión, un joven que acaba de ser condenado a seis años de cárcel, que para sobrevivir en el lugar sacará a relucir un carisma que él mismo desconocí­a, hasta el punto de doblegar a un capo de la mafia corsa y al creciente lobby musulmán de la prisión. Este film ha entusiasmado tanto a la crí­tica que ya se dice de ella que tiene que salir de La Croisette con algunos de los premios gordos de este certamen, desde ya se está pidiendo premio para sus dos protagonistas, el debutante de tan solo 19 años, Tahar Rahim, y el veterano Niels Arestrup.  Audiard comentó que se habí­a inspirado en las series americanas, aunque algunos señalan que su pelí­cula se parece a clásicos como Scarface o La Evasión. Ojito con este tí­tulo, A Prophet de Jacques Audiard, que probablemente hablemos de él el próximo domingo, cuando conozcamos el palmarés.

a-prophet-photocall-cannes

En segundo lugar se ha presentado otro film esperado, Taking Woodstock de Ang Lee. Este realizador taiwanés que tiene dos Oscars, dos Osos de Oro y dos Leones de Oro, el palmarés de este hombre es bastante envidiable a decir verdad, se presentó hace años en Cannes con la estupenda La Tormenta de Hielo, fuera de concurso mostró Tigre y Dragón. Y realiza su segundo intento para alzarse con la Palma de Oro relatando los orí­genes del mí­tico Festival de Woodstock. Este proyecto surgió cuando Ang Lee y Elliot Tiber, el hombre que puso en pie el Festival, se conocieron en un plató de televisión, Lee promocionaba Deseo, Peligro y Tiber sus memorias. El director enseguida sintió que tení­a que llevar ese relato al cine porque recordó el momento en el que vio en televisión el concierto en Taiwán cuando tení­a 14 años. Dice que rodó esta pelí­cula por puro placer y que hací­a 13 años que no lo hací­a. En Taking Woodstock no se recrea el famoso concierto sino que se cuenta cómo se las ingenió Tiber para poner en pie este evento con el fin de atraer al personal a un pueblo rural sin ningún tipo de salida como era White Lake, en donde su familia tení­a un ruinoso motel. A la llamada de Tiber responden personajes de todo tipo, hippies, ex combatientes de Vietnam, integrantes de un disparatado grupo de teatro, un organizador de conciertos, un travesti que trabaja como guardaespaldas…, y todos tienen que lidiar con la madre del protagonista. La pelí­cula ha hecho reí­r y mucho durante sus proyecciones, y se ha destacado en primer lugar, y una vez más, la increí­ble capacidad camaleónica de Ang Lee, y en segundo lugar las magistrales interpretaciones de Demetri Martin e Imelda Staunton, que se perfila como otra seria candidata al premio a la mejor actriz.

taking-woodstock-photocall

Fuera de concurso, pero dentro de la sección oficial, se ha presentado Ne te Retourne Pas dirigido por la también actriz Marina de Van, una de las musas y habitual colaboradora de Franí§ois Ozon. El film está protagonizado por dos de las divas del cine europeo, la francesa Sophie Marceau y la italiana Monica Bellucci. Narra la historia de Jeanne, interpretada inicialmente por Marceau, una escritora especializada en biografí­as, que quiere escribir una novela sobre su juventud, pero no recuerda nada de ese momento. Poco a poco todo lo que la rodea va cambiando, su casa, sus hijos, y de repente Jeanne tiene otro aspecto, el de la Bellucci, y la protagonista viajará a Italia para buscar su pasado. Tras la proyección se hizo el silencio, que se vio roto por algún que otro abucheo y algunos aplausos. Una de sus protagonistas, Monica Bellucci, recordó en la rueda de prensa que vivió reacciones muy negativas en la presentación de Irreversible de Gaspar Noé y que si hiciera caso de lo que dice la gente y los periodistas, no harí­a cine.  La crí­tica dice que la pelí­cula no es nada fácil, que tiene un buen arranque y que se va haciendo angustiosa conforme va avanzando, pero que el cambio de aspecto de la protagonista no resulta tan convincente.

ne-te-retourne-pas-photocall-cannes

Mañana tendremos otra jornada intensa, dentro de concurso se presentarán Vengeance de Johnnie To y Kinatay de Brillante Mendonza y fuera L’Armé du Crime de Robert Guédiguan y Ágora de Alejandro Amenábar.

Mary Carmen Rodrí­guez

Soy iconódula y oscarnallóloga.

  • jude

    No puedo con Imelda Staunton, me da yuyu.

  • Vito

    magnifico mary… donde habra mas mujeres como tu :)

Críticas

cap2

La deshonra es una larga travesía.

destroyer

La culpa como gasolina.

Richard E. Grant as "Jack Hock" and Melissa McCarthy as "Lee Israel" in the film CAN YOU EVER FORGIVE ME? Photo by Mary Cybulski. © 2018 Twentieth Century Fox Film Corporation All Rights Reserved

Mi único deseo es importarte.

glass

Un anticlímax y una misión cumplida.

spideruniverso

La evolución del lenguaje.

Twitter

Podcast