Críticas

G.I. JOE

¿Era mucho pedir un peli de acción que fuera a) absolutamente idiota y encantada de conocerse, b) no te dejara sordo, c) rodada con cierto conocimiento de esto de hacer pelí­culas  y d) con Karolina Kurkova haciendo de soldado con la cremallera del traje bajada hasta la altura de los codos? ¡Déjemoslo en manos de Stephen Sommers (o quien diablos sea quien ha hecho esta pelí­cula)! ¡Aviones a tuti!, ¡nombres en código!,  ¡lásers!, ¡máquinas microscópicas que devoran metal!, ¡doctores malignos!, ¡amores imposibles!, ¡supersoldados!, ¡batallas submarinas!, ¡y un Wayans!.

Lo mejor del film es lo bien que ha pillado el género en el que enmarcarse. No es una pelí­cula bélica ni mucho menos. Vale que los protagonistas son militares, pero ante todo es un film de aventuras, ciencia ficción y superhéroes con una trama más simple que el mecanismo de un botijo: una organización de supervillanos se hace con el control de unos misiles que lanzan mierdas robóticas muy pequeñitas que se lo comen todo, y el equipo especial G.I. Joe, la crema de la crema de las fuerzas internacionales (un cambio ostensible y muy agradecido respecto al rollo A Real American Hero de los muñecos) debe detenerles.  Cada uno de los bandos tiene tecnologí­a para aburrir: naves submarinas, aviones espaciales, bases de peli de James Bond, trajes aceleradores que confieren al usuario fuerza y velocidad sobrehumanas, y un largo etcétera…

gi1

El protagonista del film es un chulo guaperillas llamado Duke que resulta que tení­a una relación amorosa con la gran villana femenina del film, la Baronesa (una espléndida Sienna Miller, que simplemente se come la pelí­cula)  la cual se encuentra a las órdenes de un traficante de armas (Christopher Eccleston, cuya historia abre el film con un prólogo en la Francia del siglo XVII con dos cojones), y sobre todo, de un doctor deforme y chiflado (la gran incógnita del film, el héroe de los independientes Joseph Gordon Levitt, que se lo pasa absolutamente teta con monóculo, mascarilla y pelucón). Pero en torno a estos hay dos o tres personajes más dignos de mención, como el ya comentado Wayans (colega del prota) y el equipo titular de los G.I. Joe encabezado por el general Hawk (Dennis Quaid, en plan John Wayne), Heavy Duty (Adewale Akinnuoye-Agbaje) , Breaker (Said Tagmahoui), Scarlett (Rachel Nichols) y sobre todo el increí­ble ninja badass Ojos de Serpiente (Ray Park), enfrentado a su “hermano” de adiestramiento, otro ninja igual de máquina de destruir conocido como Storm Shadow.

No es que todos tengan su momentito de gloria. Les pasa algo aún mejor y que no se ve muy a menudo: nadie “desaparece” en ningún momento del film. A pesar de la gran cantidad de personajes, siempre tienes la sensación de que están ahí­. De esta forma, cuando la pelí­cula entra en faena, todos ellos tienen algo que hacer, de acuerdo con su especialidad y sin forzar la acción en ningún minuto para meterles con calzador. A mí­ me parece maná del cielo. En un momento en el que las pelí­culas mandan a sus personajes secundarios a comprar el periódico para aparecer media hora más tarde, se agradece mucho que alguien tenga la decencia de presentarnos un reparto en condiciones, lo que da cierta coherencia al material, por muy infantil que sea la historia que estén contando. Otro punto a favor es lo bien que está estructurada, con cuatro grandes escenas de acción: la inicial, para agarrar; el asalto a una base, una persecución en Parí­s –de lo más espectacular, si bien es la que menos aporta– y el clí­max. La gran mayorí­a de ellas sirven para que la trama avance, hay algo en juego, hay un objetivo y están descritas con toda la claridad que permite un cine de entretenimiento actual en el que hay que meter ordenador en cada jodido plano.

gi2

Tono infantil, pero bien entendido. G.I. Joe es una pelí­cula basada en unos muñecos, punto pelota. Y si hay que presentar una base submarina pues ahí­ la llevas, y si hay que meter unos megatrajes para saltar edificios a la pata coja también. Me lo comí­ todo porque, al contrario de lo que parecí­an mostrar los avances, no hay un sólo momento en el que la peli se tome en serio, pero tampoco ninguno en el que parezca un chocheo. Es como si se acercara a tí­ con un cartelito que pone “tranquilo, divierto y soy absolutamente inofensiva”. Bajo ese prisma, y teniendo en cuenta que es clara, simplona, rodada con lo justo, con buen ritmo (en especial su primera hora, donde la peli saca sus cartas, se recogija con el mundillo en el que transcurre –mirad la presentación de la base de los Joe–) e intentando que los efectos especiales no te abrumen demasiado (aunque La Amenaza Fantasma parezca Dogville en comparación) se perdonan todos los pecadillos, que son algunos pero no demasiados (Channing Tatum tiene mucho, muchí­simo que aprender y deberí­a aprender de Dennis Quaid o de Sienna Miller y relajarse un poco; y la pelí­cula va tan a todo tren que en los momentos más tranquilos se ve cierto decaimiento). Y en menos de dos horas.

Leyendo las crí­ticas de fuera… creo que existe cierto condicionamiento respecto al film. Sí­, es una orgí­a de efectos especiales, pero funcionan en la historia de forma relativamente bien y son empleados con cierta imaginación. Sí­, es una pelí­cula que parece pura fórmula porque no ha recurrido a los cómics basados en los muñecos  (lástima, porque en los tebeos habí­a buenas historias para aburrir), pero desde luego no hay muchos momentos en los que se note que la pelí­cula te quiere sacar las perras y mandarte a casa. Hay cierto sentido de responsabilidad y de hacer pelí­culas detrás de G.I.Joe. No pedimos demasiado: que divierta sin ofender y que recuerde que el camino más corto desde A hasta C suele ser B. Tan fácil de escribir, como jodido de olvidar.

PD: Todo este comentario ha evitado los rumores de despido de Stephen Sommers, quien por cierto promociona el film como si nada hubiera pasado. Así­ que por lo que a mí­ respecta, esta peli es suya (véase la aparición de Arnold Vosloo, villano de La Momia, y sendos cameos, uno no acreditado, de otros dos actores del mismo film). Gracias a Dios, no es Van Helsing.


Stephen Sommers | Stuart Beattie y David Elliot & Paul Lovett | Channing Tatum, Sienna Miller, Christopher Eccleston, Marlon Wayans, Dennis Quaid, Rachel Nichols, Adewale Akinnuoye-Agbaje, Arnold Vosloo, Ray Park | Mitchell Amundsen | Bob Ducsay, Jim May | Alan Silvestri | Ed Verreaux | Lorenzo di Bonaventura, Bob Ducsay, Stephen Sommers | Brian Goldner, Erik Howsam, Cliff Lanning | Paramount Pictures |
  • http://www.nochedecine.com JoeHickey

    Otra cosa, no se si decirlo no quiero destripar la peli a nadie pero me pareció encontrar 1 cameo (bastante cantoso, durante lucha del prota con el del traje negro) pero el otro de van helsing que decí­s no me doy cuenta ahora…

  • http://www.nochedecine.com JoeHickey

    Hablais largo y tendido sobre gi joe, el argumento, la nota, la direccion… que por cierto a mi me ha entretenido y me doy un canto en los dientes xq crei q iba a ser peor pero…

    LIGERO SPOILER, no se si llamarlo asi

    ¿¿es que nadie se ha dado cuenta de que aparecen PECES CON CAMARA?? ¡¡los gi joe colocan camaras en los peces para ver el fondo acuatico!!!!

    ¿soy el unico que se ha meado de risa con eso??

  • http://ciudadquenuncaduerme.blogspot.com/ triunviro

    me lo he pasado piruleta con esta pelí­cula, mucho mejor que con transformers 2

    saludos

  • Khain

    Aqui nos encontramos con el tipico caso de “o calvo o con dos pelucas”. En una ocasion vi argumentar un hecho curioso de la saga de star wars. Se debia al hecho de que un laser, al estar formado por luz coherente, no emite ondas mas que en una direccion, por lo cual es invisible al ojo humano. Criticar que los laseres sean visibles en una pelicula me parece una soberana majaderia.Ciertamente una pelicula, y más aun un blockbuster veraniego deben de tener ciertas concesiones para resultar entretenidas. Eso incluye vehiculos y demas parafernalia. Ahora bien, es eso excusa para unos flashbacks metidos con calzador sin ningun sentido?. Son esas concesiones al ritmo de accion y explosiones, una carta blanca para carecer de argumento?. Obviamente no se puede explicar los pormenores de la vida de los creadores de las ojivas, ni lo que desayunaron por la mañana. Ni yo lo estoy pidiendo.
    Lo que si pediria es un argumento, simple, como es este, siempre que funcione.
    Pero es que no funciona. Por mala, hasta esta mal montada con un corte espantoso. No buscamos un oscar para dennis quaid. No es necesario estirar y estirar, solo se pide una actuacion minimamente digna, que pongan cara de asustados cuando se asusten y que sonrian cuando son felices. Esas cosas que hacen los actores. Si llamamos argumento al hecho de imagenes que se continuan en la pelicula, eso lo tiene. Pero de ahy a un hilo que conecte esas imagenes con coherencia minima, ya es otra cosa. SPOILER.
    Al final de la peli, Zartan, nuestro cambiaformas preferido, se introduce en el bunker del presidente de los estados unidos. Le endilga dos tiros a el y a sus dos guardaespaldas y lo suplanta.
    dejando de lado el como se intruduce zartan en el bunker (al fin y al cabo cambia de forma). Queda el pequeño detalle que entran tres tios en un bunker, y sale uno. Dentro de la casa blanca. Que hizo Zartan con los otros dos. ¿se los comio?. Nadie en la casa blanca pregunto donde coño estaban los dos guardaespaldas del presidente?. No tenian una riste esposa, un colega que dijera donde esta mi amigo el guardaespaldas del presidente?.
    Estas triquñuelas tan propias de Sommers son las que arruinan la peli. Y si bien hay adaptaciones y adaptaciones dentro de los comics, esta merece estar junto a Electra y Hulk (la de ang lee) como truñazo infumable. No hace falta reflejar al 100% todas la inquietudes del personaje. Ni hacer laseres invisibles ni un fisico supervisando la peli. Con que sea por el estilo de Iron Man me conformo.

  • TheExpendables

    Rafa Martí­n: estoy esperando tu crí­tica(sin tu nota), pero una crí­tica larga y genial sobre “Public Enemies” de Michael Mann.

  • decider

    Perdón por las posibles faltas ortográficas, y algunas de expresión. Serí­a adecuado introducir la opción de editar los mensajes. Gracias.

  • decider

    Parece que algunos quieren marear la perdiz de una pelí­cula que exige un poquito de concesión del espectador para su disfrute. De acuerdo con lo que señala Khain, no serí­a factible ninguna de las acciones porque: a) violan todas las leyes de la fí­sica habidas y por haber; y b)habrí­a que explicar con pelos y señales todos y cada uno de los pasos, motivos y fines que los distintos personajes de la pelí­cula siguen, por lo que necesitarí­amos de toda una saga sólo para explicar, por ejemplo, la planificación del robo de las ojivas en poder de la OTAN: organización, personal involucrado, motivaciones personales de algunos de los involucrados en concreto -Baronesa-, justificación plena de los fines a conseguir, etc. Y todo esto sólo para el acto del robo. Es decir, algunos se empeñan en que una pelí­cula estival sea un tratado sobre cómo operan en realidad las fuerzas militares del mundo (Seals, Marines, Rangers, SAS, Spetzna, Legión Extranjera, Delta, etc.), así­ como sus contrapartidas terroristas. Simplemente ridí­culo para lo que se pretende: desconectar durante unas dos horas y recrearse con el tipo de cine que se va a ver -teniendo en cuenta la filmografí­a previa de Sommers, uno puede hacerse ya una idea de lo que puede esperar aproximadamente. Si se desea más realismo en materia de organización y plasmación de operaciones bélicas se puede recurrir a algunas pelí­culas como Black Hawk derribado, por ejemplo, donde se puede observar el proceder de las tropas Rangers y Delta en Somalia.
    Con respecto a la necesidad de un reactor para poner en marcha las ojivas, Khain, te lo vuelvo a decir, y esta vez apelo a tu lógica: si tú fabricas un arma de terrible efectos con dinero de una organización militar internacional, disponiendo de la planta industrial que permite no sólo fabricar el arma, sino también activarla, y gestionas su robo, no puedes aparecer al dí­a siguiente por tu propia planta con dicha arma, porque cantarí­a un poco. Podrí­a pensarse que en la inmensa base submarina, se tendrí­a que disponer de ese mecanismo de activación, pero, en ese caso, ni harí­a falta obtener la “subvención” de la OTAN, y mucho menos robar el arma; si nos movemos en la lí­nea de pensamiento realista que propone Khain, bastarí­a con fabricar algo parecido al arma -una réplica- que diese el pego de cara al patrocinador, mientras que la verdadera arma se fabricaba en la base submarina, activada y lista para ser utilizada. Pero si hacemos esto, no habrí­a pelí­cula, y la verdad, para ver guerra en serio ya están los telediarios. Lo vuelvo a decir, es una pelí­cula con un argumento simple y al que no se le puede pedir más mientras funcione. Este comentario se aplica a todos los pegos que Khain pone a la pelí­cula: lo de Storm shadow y Snake eyes de pequeños (de alguna manera se tiene que presentar a ambos personajes y su antagonismo, de la forma más gráfica posible); lo del cientí­fico loco (el futuro comandante Cobra habí­a accedido al ordenador con los experimentos e incluso habí­a reconocido su valor cientí­fico, por lo que -si sobrebibí­an al ataque- el mencionado cientí­fico adoptarí­a a un dado por muerto y traicionado soldado como pupilo); lo de los harrier atacando mientras el fuego de mortero cae sobre los buenos (nuevamente, te recomiendo Black Hawk derribado, pues ahí­), un caso de “DAÑO COLATERAL”, que existe, por si no lo sabes, en las guerras actuales; etc. Verás, no voy a intentar justificarte una por una las escenas de la peí­cula, porque son escenas fantásticas y obedecer a un argumento, que puede o no gustarte (creo que no), pero me parece increí­ble que trates de buscar realismo en un producto como éste.
    Con respecto a lo de Lucas y su “plagio” de la Segunda Guerra Mundial, no te habrás dado cuenta de ello tú, pero cualquiera de los que hayan leí­do, estudiado o visto algún documental sobre la IIWW, comprobarán los paralelismos extremos entre cabinas, formaciones de ataque, situaciones, etc.
    Lucas creo una serie de situaciones que han sido imitadas hasta la saciedad: la persecución por el corredor de Luke por Vader antes de lanzar los misiles contra la Death Star; el antagonismo entre el hijo idealista y el padre hasta entonces desconocido para el primero, entregado a un oscuro designio convencido de su necesidad; el truhán que acaba ayudando al ingenuo protagonista en su empresa; etc. Creo, Khain, que deberí­as pensar en que posiblemente sea un caso más de “plagio” sin escrúpulos como tú dices; aunque también podrí­a ser un caso de homenaje a una escena que es inevitable en todas las pelí­culas donde hay una base enemiga: su autodestrucción y la huida in extremis de los héroes de una aniquilación segura.
    Por favor, intenta graduar un poco la lente con la que vas a ver determinadas pelí­culas. Te evitarás disgustos como el que te ha propiciado GIJOE.
    Dejo de lo de la adaptación del mundo de la serie a la pelí­cula porque es un caso perdido con alguien que no está dispuesto a hacer ninguna concesión. ¿Acaso Xmen refleja al cien por cien las caracterí­sticas fí­sicas, psicológicas y estéticas de todos y cada uno de los personajes, buenos o malos, del cómics original? ¿Y Spiderman? ¿Y Hulk? ¿Y Batman? Etc. etc. etc.

  • Khain

    Tenemos un maravilloso plan de robar nuestras propias ojivas. Perfecto. Queremos incidir en el miedo para vender mas armas. Estupendo.Eso no cambia el heco de que A) el mismo fabricante fuese incapaz de activar sus armas. B) hiciese falta un ACELERADOR DE PARTICULAS de 27 kilometros de circunferencia para armar las ojivas. ¿Que hubiese pasado en caso de guerra con multiples ojivas, habria que llevarlas todas al acelerador?. Otros detalles son que no hay ningun acelerador en Paris, y que realmente no tenia ningun sentido obligar a la Baronesa a casarse con el director del acelerador si luego le iban a obligar a activar las ojivas a punta de pistola. Son detalles, y hasta cierto punto permisibles en lo que es una pelicula de accion y fastastica, pero muchos detalles forman una trama. Y la trama, es penosa.
    Respecto a la ridiculez inherente a los GI joe originales, con indios emplumados y marineros con loros, es bien cierto que el lenguaje cinematografico no acepta semejantes colorines, y que debian ser adaptados. Pero una cosa es adaptar y otra cagarse en el original. Una enfermedad que plaga el hollywood actual es el sindrome de “soy guionista de peliculas, lo que me hace ser superior a un guionista de comic” el comic es un genero lo bastante amplio para tener historias mediocres y grandes historias. Lo que no autoriza a un director a hacer lo que le de la gana con ellas. ¿Y si en lugar de un comic fuese un libro?. Seria licito entonces quejarse por una mala adaptacion?.
    La gloria y le pena de los Gi Joe de los tebeos y los dibujos animados (descontando el doblaje) era la misma. Los Gi Joe son arquetipos idealizados de un tipo concreto de soldado americado o fuerzas especiales. Tenias al marine, al navy seal, al boina verde, y luego ya echaban mano de bomberos y buzos. Independientemente de lo ridiculo que conservasen sus uniformes en condiciones donde obviamente no deberian hacerlo (se ha podido ver al marinero en el desierto del sahara vestido de marinero) el argumento en si no estaba tan mal como para destrozarlo del modo que lo han hecho. Y es que ni siquiera los actores se lo creen. Hasta Dennis Quaid esta espantosamente sobreactuando. Se salva unicamente Sienna Miller, que de hecho es lo unico de toda la pelicula levemente parecido a un actor/actriz.
    Me parece perfecto que George Lucas plagiara la segunda guerra mundial. Nadie o casi nadie se dio cuenta. Un niño de 5 años notaria que sommers esta plagiando star wars. Y si lucas plagio escenas, no quiere decir que otro pueda hacer lo mismo de el sin cargo de conciencia. En caso de tenerla.
    no incidire en los ninjas psicopatas de 9 años acuhillando a su maestro con una katana por le dijo a otro niño que era mejor que el. A que un cientifico loco le enseñe sus secretos al primero que pase por la puerta. A mandar dos Harriers a volar un bunker mientras los malos estan fuera lanzando una lluvia de morteros a los buenos. A que Gi Joes esta formado por los mejores especialistas de todo el mundo. Es decir, 9 americanos y un marroqui. Al fin y al cabo, solo los criticos de opereta se fijan en esos detalles. Los demas disfrutan de las bonitas explosiones los rayos y las frases chulas.

  • TheExpendables

    ¡Felicito que quiten las notas para siempre!…

    Bueno, sí­ se animan a quitar sus notas para siempre, porque pienso que sólo esta probando por ahora y a ver si funciona mejor quitando sus notas o no.

    Algunas de la crí­ticas que más me han gustado en toda mi vida, han sido geniales divagaciones y teorí­as de algunos locos en Carries Du Cinema, Miradas de Cine, Pasadizo y muchas más páginas y revistas raras y algo intelectualoides que pululan por la red. Y todos esos dichosos crí­ticos escriben crí­ticas que son muy de mi agrado y casi jamás le ponen ninguna nota o puntuación de sistema decimal ni nada que se le parezca.

    Así­ que de ahora en adelante hagan eso mismo, y eliminen sus prescindibles notas. Rafa Martí­n, no dejes JAMÁS tus divagaciones constantes y más bien trata de evolucionar estas, que tus perroratas originales son precisamente lo único que te hace un “auteur” y no uno más del enorme montón de crí­ticos sin talento que existe en todo el mundo.

  • Eweisze

    No está mal del todo, le doy un 6. Van Helsing me gustó más. Y desde luego no se acerca a la grandeza de La Momia y El Regreso de la Momia.

    Muy divertidos los cameos.

Críticas

doctor sueno

Vine buscando cobre y encontré oro.

dolemite

Rudy Ray Moore, la segunda oportunidad de Eddie Murphy.

joker

El payaso triste más triste del mundo.

adport

Arregla tu corazón o muere.

it2

El retorno por compromiso.

Twitter

Podcast