Críticas

SHAME

Steve McQueen ha conseguido con este segundo largometraje convertirse en uno de los directores independientes más prometedores y personales de la actualidad. Tras Hunger, donde contaba la huelga de hambre a la que se sometieron varios presos de una carcel irlandesa hasta el fallecimiento de uno de ellos, uno de los líderes del IRA, vuelve a explorar el cuerpo humano como una extensión para hacer físico el sufrimiento emocional.

Shame cuenta la historia de Brandon, un hombre de aparente éxito en la capital del mundo, Nueva York, que sin embargo no sabe desvincular su vida del sexo más insatisfactorio y compulsivo. Un adicto que cada día necesita su dosis ya sea a base de manolas, porno en internet, furcias o ligues espontáneos. Su ansiedad sólo se calma de una manera, y su falta de empatía no hace sino aislarle más en esa espiral de eyaculaciones anticlimáticas y vacías. Su sexo ni siquiera es divertido, es mecánico. Un tipo hermético cuya vida se tambalea cuando su hermana irrumpe en su hogar. Todo lo que tiene de solitario e insensible, lo tiene ella de yonki afectiva. Para ella cualquiera que le preste atención es una promesa de afecto, un afecto que él le niega. Así se inicia una escalada de tensión entre dos personas opuestas que en el fondo necesitan lo mismo pero son incapaces de conseguirlo de una forma normal.

McQueen cuenta esta historia utilizando Nueva York como escenario y como paradigma de ciudad hiperpoblada pero llena de indivíduos aislados, donde casi todas las relaciones se basan en negocios o sexo, casi como un mero intercambio de intereses banales, pero donde los sentimientos son casi un lastre a la hora de prosperar en ese entorno. El director crea atmósferas muy íntimas en esa ciudad, casi como una burbuja, a base de planos largos y localizaciones cotidianas donde todo se reduce a simples miradas, ya sean de deseo, pena, dolor o autocompasión.

El gran trabajo de sus actores es también muy destacable, tanto Michael Fassbender como Carey Mulligan dan todo por unos personajes emocionalmente atrofiados, cada uno a su manera, donde utilizan su cuerpo y su alma como una diana contra la que no hace más que caer su propia porquería.

Una película muy potente aunque no para todos los públicos, no tanto por el contenido sexual, que no es ni mucho menos tan provocador como el argumento promete, sino por excelente minimalismo a la hora de contar esta historia. Lo peor, quizás, es que el clímax se intuye antes de que llegue. Cierto que dos personajes abocados a la autodestrucción apuntan ya la dirección de los acontecimientos, pero no deja de resultar algo tópica la decisión de McQueen como guionista a la hora de abordar ese momento. Por suerte, el final, deja a la interpretación del espectador cómo afectará todo lo vivido a su protagonista.


Steve McQueen | Abi Morgan, Steve McQueen | Michael Fassbender, Carey Mulligan, James Badge Dale, Nicole Beharie, Mari-Ange Ramirez, Alex Manette, Hannah Ware, Elizabeth Masucci, Rachel Farrar, Loren Omer | Iain Canning, Emile Sherman | Peter Hampden, Tim Haslam, Tessa Ross, Robert Walak | Judy Becker | Harry Escott | Sean Bobbitt | Sean Bobbitt | Alta Films | Joe Walker | Film4, See-Saw Films, UK Film Council, Momentum Pictures, Lipsync Productions, HanWay Films |

Javier Ruiz de Arcaute

Realizador audiovisual, protoguionista y co-fundador de esta santa web.

  • MecDown

    ¿Cuál es el secreto que esconden Brandon y su hermana? Leí en un artículo que McQueen lo desvelaba en la trama final; pero no logro comprenderlo..

  • http://www.facebook.com/profile.php?id=775767479 Martita M Martisca

    AH QUE MALICK NO VA DE MODERNETE Y INTENSO NO..QUE BROMISTA ERES!!! porfavor es mas pedante que pedante..y vende bombas de humo.

  • Anónimo

       Hola buenas, primero mi opinión de la película: es muy buena, pero con demasiados tiempos muertos, un poco lenta, sobretodo le sobra más de medio “New York” y algunos minutos más en varias escenas, eso sí, si quieres imaginar y pensar hay un extenso campo abierto, o varios, como la extraña relación con su hermana y la historia de ambos(cuando él charla en el baño con ella, cuando ella lo coje pajeándose y su reacción, las largas miradas sostenidas, cuando le dice por teléfono “no somos malos pero…-lo siento es que no me acuerdo como terminaba la frase-“, el porqué de que ella se intente suicidar, el cómo huye de ella y la intenta sacar de su casa y de su vida, y si es adicto al sexo porqué podría ser, parece que Shame significa vergüenza en inglés), aunque lo bueno de la película es que se puede interpretar también de otras formas, podría ser que él símplemente disfrute de su vida tal y como es y ni siquiera siente afecto ni por su hermana, aunque necesite compañía y un hogar, y le estorba para poder seguir haciendo su vida. En general me llevo una impresión parecida a la tuya solo que me ha gustado algo más, excepto en lo de las “situaciones tramposas”, las mujeres se insinúan así, es normal, ¡alguna vez te habrá pasado!, y en respuesta a la posdata, no se trata de pajearse alguna vez sino mucho y en el trabajo, con páginas de pago a cargo del jefe, solo es para enfatizar un poco más la adicción al sexo.
     
      Un saludo.

     

  • cordobaugusta

    Tras los 7 primeros gloriosos minutos, las película SHAME se desinfla como pocas. Lamento decir que las escenas “ambientales” en el tranvía-bus son un calco de las escenas en el metro de “La escalera de Jacob” (protagonizada por un solitario y angustiado Tim Robbins) y de muchas escenas de pelis de los 70. Aquí no se han inventado nada. Quizás el listón quede demasiado alto tras esa entradilla donde ya sabemos todo lo que vá a pasar. Absolutamente predecible.

    Lo mas criticable son los tiempos de relleno, o habría que decir tiempos muertos (lo siento si yo no considero “arte cinematográfico” enfocar media hora a una lechuga), y las situaciones tramposas (la rubia que se le ofrece en el bus, la morena que también, la chica de la oficina que le dice poco menos que se la tire ahí mismo, ¡venga ya!).

    Que sí, que tiene su aquél, y hasta la primera mitad me resultó una buena peli, pero está totalmente sobrevalorada.

    P.D: Por cierto, quién no se ha pajeado viendo páginas porno en internet ¡menudo drama!.

  • http://www.facebook.com/profile.php?id=847334910 Diego Gwango ZanWango

    Exactamente: muy interesante la peli. Todos los desatinos que le achacaba al salir del cine se van desvaneciendo con el tiempo y me queda cierto poso y una reflexión: a lo mejor lo que pasa es que no era ESO lo que me apetecía ver… e igual por ahí va el rollo, y mola.
     No creo que se abuse de la carne, sino que ésta es un medio para abusar del dolor de este individuo que abusa de sí mismo, y el sentimiento es más real, cercano a la realidad, que la mayoría de las mierdas que nos han contado al respecto.
    Y los desatinos, cabos sueltos y/o cosas que no entiendo siguen ahí, así que no es si es muy buena película o no, pero ¡joder si es interesante!

  • Anónimo

    A  mí me pareció una peli bastante interesante. Los comentarios tipo “pornografía light para que se luzca Michael Fassbender”, me parecen bastante injustos.
    Aunque parezca mentira, hoy en día no se aborda muchas pelis con esta temática, lo jodida que está la gente, la soledad de las grandes ciudades…, o que hay detrás del supuesto triunfo.
    El argumento, con esa estética tan cuidada, podría tratar sobre “el reverso tenebroso de los anuncios de Calvin Klein”. Es verdad que a veces bordea el anuncio, pero con maestría, y nunca se pasa. El director viene del mundo del vídeo arte, y creo que sabe jugar esa baza a su favor para contar la historia de este tipo, que intenta normalizar su vida inútilmente.
    Si estoy de acuerdo con que los diez últimos minutos, llamémosle la traca final, son un poco burdos. No hacía falta enfatizar tanto la movida, ya que en ese punto hemos entendido bastante bien lo jodido y enfermo que está este pobre hombre.

    Lo que se me queda corto es que al final la peli deja demasiadas preguntas sin respuesta, no profundiza demasiado. Así que lo siento, pero Michael Fassbender tiene que volver a descender al Averno. Es necesario un Shame 2.

    SPOILER
    Entonces, ¿qué les pasó de pequeños a estos dos hermanos, para estar tan jodidos?, la hermana parece que solo sale para hacer reaccionar emocionalmente a Brandon al final de la peli (momento maratón en Nueva York), ¿qué pasó con la compañera de trabajo?, ¿cómo fue el día siguiente en la oficina?, ¿qué pasó con el jefe, cuyo cinismo es directamente proporcional a su torpeza para ligar?, ¿buscó Brandon ayuda psicológica?, porque éste se fue con la rubia, eso lo sabéis…

    En fin, que me ha gustado la peli, y me hubiera gustado saber más.

    Hoy he leído que Gerard Butler ha ingresado en una clínica por su adicción a fármacos, cocaína y alcohol. Al tener tan reciente la peli, no he podido evitar hacer una asociación de ideas. Lo que habrá por ahí, mon Dieu…

  • javiKnight

    A  mi me ha parecido muy torpe, pudiendo sacar mas provecho tanto de Fassbender como de los secundarios, centrándose en el rabo y en las escenas de sexo, haciéndola larga. (con poco metraje.!)
     Winding Refn trabaja sobre formulas construidas y sale airoso enfocando y mimando a los personajes..
    Tomas Alfredson directamente se entorcha la chaqueta de los grandes y narra a través de la cámara, efecto ardo complicado, y lo borda.
    Aquí McQueen desaprovecha una historia en beneficio gratuito del impacto rápido a través de secuencias inocuas de sexo y rabo. Documenta, en vez de narrar.
    Fassbender hace lo correcto, pero no luce, porque el dire no quiere emoción, solo acción.
    Y al final la jode, porque no se necesita una reflexión, sino una determinación, teniendo en cuenta la poca importancia existencial que se le da al personaje de Brandon y ,sobre todo, el de Sussy.
    Pero es una valoración superficial, aunque de momento, no compro nada de este tipo.

  • http://www.facebook.com/profile.php?id=847334910 Diego Gwango ZanWango

     Ya ves. Lo que más nos llegó al alma a mi novia y a mí es el tamaño del apparatus de Fassbender. ¡Eso si que perdura en la memoria al salir del cine!

Críticas

doctor sueno

Vine buscando cobre y encontré oro.

dolemite

Rudy Ray Moore, la segunda oportunidad de Eddie Murphy.

joker

El payaso triste más triste del mundo.

adport

Arregla tu corazón o muere.

it2

El retorno por compromiso.

Twitter

Podcast