Noticias

El pacto secreto de Hollywood para mantener vivo al celuloide

Una coalición de estudios está negociando un acuerdo –que ha permanecido en secreto hasta el día de hoy– para asegurarse de que la casa Kodak continúa produciendo película cinematográfica. En virtud de esta negociación, en la que están involucrados algunos de los defensores más acérrimos del celuloide, como Christopher Nolan, J.J. Abrams o Quentin Tarantino, los estudios se comprometerían a comprar anualmente un fijo de película a Eastman-Kodak.

kodak1

“Implica cierto grado de compromiso económico. De eso no hay duda”, ha explicado el copresidente de The Weinstein Co, Bob Weinstein. “Pero si no lo hacemos, no creo que fuéramos capaces de mirar a la cara a algunos de nuestros directores”.

La idea es garantizar un cupo anual de ventas permanente de celuloide, lo que permitiría a Eastman-Kodak –cuyas ventas de película han caído un 96%– mantener una producción mínima anual de película partiendo de la idea de que “tanto el digital como el celuloide son opciones válidas”, según Apatow, “pero sería una tragedia que los directores carecieran de la oportunidad de rodar en película, porque existe una magia en el grano cinematográfico y en la calidad de color” que no se puede duplicar en digital.

abams

Tanto Apatow (Trainwreck) como Abrams (Star Wars VII) están rodando sus nuevas películas en celuloide, cuyo mantenimiento obedece a solucionar un importante factor: el de la incertidumbre derivada del “declive sin precedentes en el uso del celuloide”, lo que ha llevado a formar una coalición entre todas las partes “para alcanzar una solución”.

Se desconcen los términos exactos del acuerdo, pero no se espera que sea excesivamente cuantioso habida cuenta de que las ventas de película supondrán menos del 10 por ciento de los 2.200 millones de dólares de beneficio que la casa Kodak –que, como explicamos hace tiempo, está siendo objeto de una brutal conversión al digital tras su entrada en bancarrota– espera para este año.

Este acuerdo soluciona, de esta manera, un problema de imagen para una compañía que ha dedicado la práctica totalidad de su existencia a trabajar con película. El cierre total de la planta de celuloude supondría “un golpe externo a la figura de una empresa que intenta recuperar el lustre perdido”.

WSJ

Tags
  • Mario Mitrotti

    El lenguaje cinematográfico o lenguaje audiovisual es la razón de ser del director de cine, no unas maquinitas… No hay que tenerle miedo a la tecnología, a mi me da igual filmar o grabar una película en celuloide o en digital, mañana de golpe nos toca grabar o filmar con un bolígrafo, lo que importa es el lenguaje no la tecnología. Recuerden a David Griffith que se negó a dirigir la primera película sonora, cuidado que la tecnología los atropelle….Un director de cine es un narrador con imágenes y sonido, la tecnología cambia y el arte se sabe adaptar.
    Shakespeare es grande por que escribía sus obras con una pluma de ganso? o sea que García Márquez que escribía en computador es menos grande?

  • Miguel J. Morales Nitrovs

    Ni de coña ya no necesitan a los directores de fotografía. Un director no tiene porque ser un técnico.

  • DRL

    Curiosamente, salvo a Camino a perdición que lo único que tiene de noir es la trama, la vestimenta, pero no el alma (y ojo es una peli que me gusta), el resto de pelis que citas son bastante lejanas en el tiempo.

    Por otra parte, ya, si yo precisamente soy el que te ha dicho que afortunadamente el noir ha evolucionado y se están haciendo grandes películas del género.

    Desde hace décadas, Mann es uno de los grandes renovadores del noir. A ver, yo tampoco soy un gran fan de Enemigos públicos, pero no veo que el “pero” de esa película esté en que Mann afronte con esa estética una historia con esa ambientación histórica. De hecho, para mí hay escenas que funcionan espectacularmente bien. El problema es que el material de base, el guión, en el fondo sigue siendo lo de siempre. No aportaba nada nuevo. El proyecto necesitaba una audacia dramática a la altura de la audacia estilística.

    Por eso me hace gracia cuando se dice que Heat es una gran deudora de los clásicos… claro, como TODO EL CINE es deudor del cine anterior. xD ¡Pero es que Enemigos públicos lamentablemente está más anclada en los clásicos, en su guión y enfoque narrativo, que Heat! Eso es lo que le falla estrepitosamente, es una peli con un guión nacido viejo. Eso es lo que no casa en esa película, y no que Mann siga ahondando en su estilo, en su sello, a mi juicio.

    El guión de Enemigos públicos, tal cual es, pudo haberse redactado y aprobado en 1968 o 69 en la fiebre de pelis estilo Bonnie and Clyde que surgen como respuesta al éxito de ésta. Y eso no aporta nada hoy. Que es la cantinela que tontamente vengo repitiendo en los últimos 3 comentarios. xD

  • torgar

    No lo tengo yo tan claro. Partiendo de que una película pertenece a su director (mas allá de cuestiones legales al productor/estudio…) y que se trata de su visión sobre una historia (bélica, miseria humana, gente volando en pijama…), (aunque el escritor sea otro ya que muchas veces el guion no tiene nada que veer con el resultado final, pero esa sería otra discusión) debería ser capaz de controlar al máximo las condiciones de la producción para obtener el resultado que el quiere. El hecho de comprobar inmediatamente que lo que acabas de rodar es lo que querías conseguir es muy importante.

    Por otra parte dado el abusivo uso de cromas (y esto es debido a la digitalización) es imposible ver un plano acabado hasta mese después en pospo, lo que no deja de ser una curiosidad. Creo que cada vez mas el trabajo del dire de foto consistirá en tratar de comprender lo que quiere el director y poder ayudarle a conseguirlo aunque no dependa tanto del rodaje.

    Como curiosidad de un gran cambio de fotografía por diferencias entre el estudio y el director obsérvese la diferencia de filtros en Payback (con Mel Gibson) entre la versión comercial-estrenada y la versión del director.

  • Albert

    Pues yo prefiero que el director se tenga que fiar del director de fotografía, ya que ese es tu trabajo. Ahora lo que ocurre es que el director se mete mucho mas en ámbitos que no le pertocan tan directamente y al final todo se acaba corrigiendo en pospo y como resultado tenemos un volumen de films con un semblanza de imagen entre ellos pasmosa.

  • fluidoramon

    No se trata de copiar a otro director o directores. Melville era un gran admirador del cine-negro de Hollywood. La citada LE SAMOURAI (EL SILENCIO DE UN HOMBRE) tenía claras influencias del cine americano. En dicha película Melville homenajea claramente a su película favorita LA JUNGLA DE ASFALTO de John Huston. Su siguiente obra (exceptuando la bélica EJERCITO DE LAS SOMBRAS) es deudora tambien del clásico de Huston como del film de Jules Dassin RIFIFI. (Me refiero a EL CIRCULO ROJO).
    A mi me gusta mucho HEAT, película que Mann realizó a mediados de los noventa y que creo que aguanta mucho mejor el paso del tiempo. Es un film moderno, rodado con un estilo diferente, pero al mismo tiempo es deudora de los clásicos del cine-negro. Para mi ENEMIGOS PUBLICOS es un film experimental y con una puesta en escena que no me gusta.
    Esa película (filmada la mayor parte con cámara en mano) no me agrada. Da la sensación que Michael Mann no pretende emular a los clásicos, sino a los directores de La Nouvelle Vague francesa, en especial a Godard y a su película AL FINAL DE LA ESCAPADA (un film que detesto).

  • DRL

    Claro, es que comparas “el cine de Jean-Pierre Melville” con “Enemigos públicos”. Lo justo es comparar lo mejor de Melville con lo mejor de Mann, que otra cosa no, pero precisamente “dar al cine negro su propio estilo” me da que también lo ha hecho, eh…..

    A partir de ahí, cuestión de gustos. (Te lo dice uno que es muy fan de “Le Samourai”.) 😉

  • New_Rodro

    Lo es. Y en ese articulo publicado en esta misms página explicaban bastante bien el porqué.

    https://www.lashorasperdidas.com/index.php/2012/02/23/cultura-perecedera/

  • Charlie Ray Joe

    Los mismos que dicen que El amanecer del planeta de los simios es una buena película.

  • fluidoramon

    Pues en ese caso prefiero el Cine de Jean-Pierre Melville. Al menos fue un director que dio al cine-negro su propio estilo, su propia visión, pero al mismo tiempo supo conservar en sus películas el aroma del cine-negro de los años cuarenta y cincuenta. En cambio ENEMIGOS PUBLICOS rompe con todo eso. Para mi es una película totalmente fallida.

Críticas

doctor sueno

Vine buscando cobre y encontré oro.

dolemite

Rudy Ray Moore, la segunda oportunidad de Eddie Murphy.

joker

El payaso triste más triste del mundo.

adport

Arregla tu corazón o muere.

it2

El retorno por compromiso.

Twitter

Podcast