Críticas

La La Land

Si una película como La La Land no triunfa estamos todos condenados.

Esta cita pertenece a Tom Hanks, la pronunció en el pasado festival de Telluride en donde presentó Sully de Clint Eastwood. El actor acababa de asistir al pase de La La Land de Damien Chazelle y no dejaba de expresar su malestar ante la actual situación que atraviesa el cine de Hollywood dominado por las adaptaciones de cómics, videojuegos y también por los reboots, remakes y las secuelas – hoy las películas están condenadas a no tener un final porque antes de su estreno ya sabemos que tendrá una continuación – y en donde nos encontramos con dos escenarios, el primero copado por las grandes producciones valoradas en más de 200 millones de dólares, destinadas a multiplicar esa cifra en la taquilla y el segundo por títulos de un presupuesto no muy superior a los 20 millones que las majors (o mejor dicho sus filiales) conciben por y para ganar premios, con ellas no obtendrán beneficios económicos porque las campañas publicitarias son largas y costosas pero sí que consiguen prestigio y son un reclamo para próximos proyectos de semejante envergadura. El término medio, es decir, aquellos trabajos realizados con otros fines difícilmente pueden sobrevivir.

© Universal Pictures International Spain

© Universal Pictures International Spain

La La Land se ha convertido en uno de los fenómenos de los últimos meses, no solo se está notando en las valoraciones de la crítica sino también se está viendo en la taquilla, solamente en los Estados Unidos ya se acercaba a los 40 millones de dólares antes de que llegase a las 1.000 salas. Y se trata de una producción de 30 millones de dólares dirigida por el chaval que triunfó en Sundance con Whiplash (ganadora de tres Oscars) y protagonizada por Ryan Gosling y Emma Stone. Curiosamente algo que conceptualmente está más próximo al término medio al que me refería en la introducción se ha convertido en el acontecimiento cinematográfico de esta temporada y en la indiscutible rival a batir en los próximos Oscars (la Asociación de Prensa Extranjera en Hollywood es plenamente consciente de ello y le concedió los siete Globos de Oro a los que aspiraba el film) y Lionsgate ha fichado para su campaña a Lisa Taback, la principal consultora de la industria y antigua asesora de cabecera de Harvey Weinstein (el año pasado logró que Spotlight se llevase el Oscar a la mejor película y para ello días antes de que se cerrase el plazo sacó a la luz a una de las víctimas de abusos sexuales de las que se hablan en la película).

Hay un momento en el que el personaje de John Legend le dice al protagonista, un pianista que sueña con tener su propio local y que se ve obligado a aceptar trabajos y abrazar estilos que no le gustan nada, que no se puede revolucionar el jazz anclándose en el pasado. Y Damien Chazelle (autor también del guión) hace una declaración de intenciones con esta frase. En cierta medida La La Land no deja de ser revolucionaria y no solo en el género (desde On connaît la chanson hasta Amanece en Edimburgo la mayoría de los musicales estrenados en las últimas dos décadas se nutren de un repertorio que no es original, la gran Bailar en la oscuridad de Lars Von Trier es una de las pocas excepciones surgidas en este período), y al mismo tiempo no deja de ser una oda a la nostalgia, la película es una declaración de amor hecha al cine musical más clásico tanto conceptual como formalmente y a pesar del fenómeno en el que se ha convertido no está corriendo el riesgo de ser declarada antipática tal y como le sucedió a The Artist de Michel Hazanavicius hace un lustro. Si Baz Luhrmann estrenó Moulin Rouge en el 2001 para que el público de la MTV disfrutase de un musical en la gran pantalla, Chazelle ha hecho en el 2016 La La Land para que los millennials se aproximen al esplendor de un género que por edad no han podido ver en una sala de cine.

La verdadera estrella de La La Land es Emma Stone. El papel de Mia, una aspirante a actriz que se gana la vida trabajando como camarera en una cafetería alojada en los estudios de la Warner, es un auténtico regalo para la actriz de 28 años. Stone es puro encanto, carisma y naturalidad, y se siente realmente cómoda en la piel de su personaje. El único problema que tengo con La La Land reside precisamente en Ryan Gosling que aunque no deje de esforzarse para salvar la papeleta ante semejante torrente de energía que tiene por compañera de reparto queda a la altura de un leño.

© Universal Pictures International Spain

© Universal Pictures International Spain

La La Land es además un ejemplo de síndrome de Stendhal cinematográfico. Todo es bellísimo, desde la fotografía de Linus Sandgren (habitual director de fotografía de David O.Russell que no se caracteriza por ofrecer planos bonitos) hasta el vestuario con aire retro de Mary Zophres, pasando por el diseño de producción de David Wasco y como no el repertorio musical creado por Justin Hurwitz y la pareja de compositores de Broadway Pasek & Paul.

Solamente puedo cerrar esta crítica citando las palabras de James Cameron que apelaban al disfrute de la experiencia cinematográfica en la gran pantalla. Películas como La La Land están hechas con ese fin y afortunadamente cintas así se siguen rodando.


Damien Chazelle | Damien Chazelle | Ryan Gosling, Emma Stone, John Legend, Rosemarie DeWitt, J.K. Simmons | Tom Cross | David Wasco | Linus Sandgren | Black Label Media, Gilbert Films, Impostor Pictures, Marc Platt Productions | Marc Platt, Fred Berger, Gary Gilbert, Jordan Horowitz | Michael Beugg, Mike Jackson, John Legend, Thad Luckinbill, Trent Luckinbill, Jasmine McGlade, Molly Smith, Ty Stiklorius | Universal Pictures International Spain |

Mary Carmen Rodrí­guez

Soy iconódula y oscarnallóloga.

  • Andrius

    Lo que hace Chazelle en esta película es una puta locura, cuando Hooper o Marshall la vean pensarán para sus adentros “somos unos pringaos”.

  • Andrius

    Yo también creo que está carismático y encantador, lo que pasa es que la Stone es mucha Stone en esta película.

  • Txema Ballano

    SPOILER

    SPOILER

    Por cierto, necesito, anhelo, deseo y pido a los siete mares, el gif de las miradas finales entre Sebastian y Mia.

    Lo quiero.

    Dejaré un poco de la banda sonora, que no me la saco de encima desde el viernes. Aix… El HAMOR…
    https://www.youtube.com/watch?v=GTWqwSNQCcg

  • High Roller

    Bueno Doc, estamos bastante de acuerdo en lo básico. El tiempo dirá. Yo solo espero que si Emma Stone gana el Oscar no se relaje y siga esta evolución tan interesante que lleva. Parece que no, porque va a trabajar con Fukunaga y Lanthimos.
    Veo el camino post Oscar de Jennifer Lawrence y de Brie Larsson y no sé, me entran ganas de llorar.
    Aunque repito, ojalá lo gane Isabelle Hupert. Los personajes tan malsanos no suelen ser muy valorados para las actrices (La Rosamund Pike de Perdida sería un ejemplo) pero sus opciones, las tiene.

  • doc_diablo

    Sí, es adorable/ex yonki. No sé si lo decias un poco en broma pero es la definición exacta del personaje.
    En cuanto a lo otro lo siento, no coincido.
    No lo podria hacer (A PRIORI) porque no ha demostrado tener esa versatilidad.(Y si la tiene, cuando lo demuestre me retractaré, y además muy contento)
    Independientemente de la edad.
    Resumiendo para mi Huppert no puede hacer el otro papel por un factor biológico (edad) y Stone por un factor cualitativo
    (A parte que por si no lo sabias originalmente Elle se iba a rodar en inglés pero ninguna de las grandes de Hollywood tuvo ovarios suficientes para aceptar el papel,la producción cayó y se rescató en Francia)
    Y repito que Emma Stone me parece una actriz talentosa y incluso tremenda en un tipo de papel determinado, pero es incomparable con el talento inmenso de Isabelle Huppert.
    Cuando se haga mayor ya hablaremos. Yo te hablo a dia de hoy

  • High Roller

    En Birdman que es, ¿adorable/ex yonki?

    Entiendo lo que dices, aunque si dices que Isabelle Hupert no podría hacer el papel de La la land únicamente por motivos de edad (cosa totalmente cierta) lo mismo te digo de Emma Stone y el papel de Elle. No lo podría hacer porque no es un papel para una chica de 28 años pero, ya veremos de lo que es capaz cuando tenga más años ¿no?
    Así que, para mi, no es tal despropósito compararlas.
    Eso no quita que ojalá lo gane la Hupert, que ya sería hora.

  • High Roller

    Pues fascinado con la película.
    La pareja protagonista, ambos dos, están maravillosos. Te presentan una historia de amor creíble, cercana y romántica y ¡Tachán! ¡Sin babas!
    Esto, efectivamente, no es The Artista que ganó unos oscars que nunca entenderé básicamente por su premisa.
    Esto es cine de muchos kilates. Aún así, como toda película que gusta mucho, tendrá haters de esos del monóculo y la ceja levantada que dirán que ” Stanley Donen lo hacía mejor” pero a mi me ha parecido redonda. Y lo más importante, dos horas que pasan volando. Y que pasan con la boca abierta.
    No sé si los actores serán premiados, pero que vayan tallándole al Oscar de mejor director el nombre.
    Impresionante lo de Damien Chazelle. Aún no me creo lo del número musical del principio en plano secuencia. Esta película será a los musicales lo que “Uno de los nuestros” al cine de gangters, pura adrenalina.
    Para mi, obra maestra.
    ¿La única pega? Que ya nunca podré verla por primera vez 😉

  • High Roller

    Todo lo contrario a soso mi querido Manuwar. Su personaje es puro carisma.
    Y canta y baila que da gusto.
    Es cierto que Emma Stone está espectacular pero lo de que Gosling queda a la altura de un leño pues, para mi, ni de coña.

  • doc_diablo

    Obvio. Porque Emma Stone, hasta que no demuestre lo contrario -y ojala lo demuestre-es un “one trick pony” o en español corriente hace muy bien un determinado papel pero solo uno, con ligeras variaciones.(Adorable) (Adorable/Ingenua) (Adorable/juiciosa) (Adorable/romántica) (Adorable/un poco descarada)(Adorable que canta y baila)
    Eso sí lo hace cojonudo.
    Pero claro compararla con Isabelle Huppert es un despropósito.
    Isabelle Huppert no puede hacer el papel de La La Land por edad, pero solo por edad. Isabelle Huppert puede hacer culquier cosa.
    De hecho están Meryl Streep y ella. Y luego lo demás…(Ya en un segundo escalon andan Amy Adams y Cotillard -aún siendo ambas la repolla-por poner un ejemplo de cada lado del charco)

    Pd: Por cierto también telita la gente que parece que haya descubierto lo que es Isabelle Huppert con Elle. (Techine/Chabrol/Tavernier/los Taviani/Cimino/Wajda/Ozon/Haneke)
    Pero por encima de todo el duo con Chabrol y con Haneke son dinamita. Ojala vuelva a colaborar con Verhoeven

  • https://www.lashorasperdidas.com Mary Carmen Rodríguez

    En Dos buenos tipos está genial, la comedia le sienta de maravilla.

Críticas

port

Ama como quieras.

tolkien

Repaso de los acontecimientos.

la perfeccion

La trampa solvente.

vengadores endgame

Le podcast.

us nosotros jordan peele

Peele director vs. Peele guionista.

Twitter

Podcast